Soy Bio

¿Qué alimentan en los hospitales?

Merxe Morales
Creado por Merxe Morales

Si las cocinas de los hospitales alimentan  la salud, ¿Cómo no eliminan de sus bandejas platos de embutidos, repletos de nitratos (conocido carcinógeno), y carnes rojas para los pacientes oncológicos?

No he  podido retomar este espacio tan personal y vital sin que él tuviera unas líneas. Después de muchos días de silencio, sinceramente, no he podido.

Me gustaría que mis palabras os acerquen algo nutritivo. Como si cocinara una receta de aceptación, esperanza y sanación para todos. Su marcha, como la de cada una de las personas de nuestra vida que se van, es una vivencia crucial para todos.

Lo ingresaron el día de mi cumpleaños, el 17 de agosto. El parte médico indicaba «lumbagia«,  pero él no podía mover ni una sola vértebra. Y ya no salió del hospital. Pocos días después del ingreso se supo que tenía un cáncer no diagnosticado pese a un año de pruebas, calmantes y morfina. Difícil de asimilar que esto ocurra.  Difícil e injusto.

Han sido tres largos y duros meses de dolor, enfado, pero también de risas y de tender manos.

Esas manos que tanto utilizó para crear, inventar artilugios, diseñar cientos de moldes cerámicos, peceras verticales, móviles musicales y para  hacer vibrar sonidos. Porque vino a transmitir  música.

A los 9 años ya tocaba su primera bandurria (tiempo que  compartí  con él) y durante casi cuarenta años no ha dejado de hacerlo en distintas formaciones.  En las últimas décadas,  en la Orquesta «El Micalet» de Lliria.  Por eso Miguel Gómez, su director,  le llevó hasta el  hospital  el último disco grabado, aunque él ya no había podido participar en la grabación.

De estos tres meses hospitalarios quedan también sus amigos Rafa y Vicente que le han acompañado muchas  tardes. Y además, Vicente le ha cocinado platos saludables.  Porque hasta el hospital le llevamos mijo, azukis,leche de arroz y avena,  té kukicha, kuzu….y mucho arroz integral. Todo era nuevo para él.

No voy a extenderme más. Pero en sus primeras comidas en el hospital  pedía bolsas de dulces industriales de esos que venden a  granel en los supermercados. Y en la última semana sólo quería comer arroz integral con verduras.

La bandeja de la foto nunca se la comió. Los platos de fiambre formaban parte del menú la mayoría de días. Le enseñé la imagen a un médico exterior al hospital y me dijo: «Ostras. Con esto la recidiva (recaída) está asegurada!». Sin saberlo, él rechazaba de pleno la leche diaria, las carnes, los embutidos…. Una población de gatos se ha estado alimentando de ello en los tres meses de su estancia.

Si los hospitales  alimentaran a sus hijos, hermanos, esposas, madres….no les darían la comida que sirven a sus pacientes. Nos queda mucho que recorrer en el ámbito de la nutrición. Hay información, investigaciones y conclusiones claras. ¿Cuanto tardará el sistema sanitario en hacer cambios?

Le despedimos el domingo de la Purísima. Viendo salir el estandarte de la orquesta El Micalet, con lazo negro, para el ultimo recorrido.

Pero él se fue diciendo a su hermana que hiciéramos cosas «por los niños y los ancianos» . Se fue agradecido a ella, con una sonrisa y dos lágrimas en los ojos.

Aún no sabemos muy bien que quería que hicieramos por los niños y mayores, pero no nos cabe duda de que nos lo irá indicando

Se llamaba Amadeo, «el que ama a Dios», y este es el espacio de gratitud para mi primo.

Que siga la música……

Vals de la Suite del Shostakovich

    Mercedes Morales 

 

Compártenos

Sobre el autor

Merxe Morales

Merxe Morales

6 Comentarios

  • Querida Merxe estoy hace 4 dias en el Hospital con mi madre y no es la primera vez. Tambien vine muchas veces con mi padre y siempre insisto con la alimentacion.
    Es como si fueras una maniatica y una caprichosa.
    Hay quien acepta. comprende y APUNTA pero a la siguiente comida, otra vez lo mismo.

    • María Teresa, querida
      Muchos ánimos con tu madre….
      Sigue con esa manía tuya entonces, que también es la mía.
      Ya lo sé, algunos apuntan y entienden que al menos te pueden cambiar la opción de la carne por pescado. Pero al día siguiente todo está igual. Y no hablamos de que te sirvan una comida gourmet como en un restaurante, pedimos salud y un poco de respeto por el paciente, con platos que no sean una agresión para él.
      Tú sigue, sigue….
      Sigamos pidiendo este cambio.

  • Me han emocionado mucho tus palabras. He perdido a mi padre hace poco. Estaba en una residencia de ancianos y allí pasa lo mismo que en los hospitales con respecto a la alimentación. Trabajo en un colegio y lo q los niños comen es casi veneno. No tenemos ni idea de nutricion y blogs como el tuyo estan ayudando mucho a salir de la ignorancia. Sigue así. Amadeo, q nombre tan bonito, debió ser un hombre bueno porque los niños y los ancianos son los más débiles y los que más amor necesitan. Un beso

  • Gracias, Alicia…
    Tienes toda la razón, en los colegios dan una comida pésima a los niños.
    Tu padre era de las personas a las que Amadeo quería que ayudáramos y también los niños de tu cole.
    El no llegó a anciano. No vivió esa etapa. Tenía sólo 47 años.
    Cualquier cosa que hagamos en beneficio de una sola persona será una voz más queriendo vivir desde la consciencia.
    Un abrazo.
    Tu padre se ha llevado tu amor con él.

  • Hola, soy la mujer de Vicente. Conocía a Amadeo como amigo una bellisima persona que siempre ayudaba a quien se lo pidiese. Mi hija esta aprendiendo a tocar la guitarra y él siempre se ofrecía a venir a ayudarle, de hecho antes de una audición prefería que viniese Amadeo a practicar con ella, la animaba mucho a seguir practicando. En cuanto a la alimentación mi marido descubrió que yo mejoré bastante y aprendió a hacerla para mi y por ello animó a Amadeo a que la probase, lastima que fuese tan tarde!! Es una pena que en los hospitales no se hayan dado cuenta que una parte importante de la sanación es la alimentación más que los medicamentos…
    Un beso.

    • Hola, Sonia. Gracias por dedicarle unas palabras con ese cariño.
      Y es cierto, hay personas que siempre están dispuestas a ayudar. Y él era una de ellas. Se fue con ese ruego, pidiéndonos que ayudáramos a niños y ancianos…
      Le animó saber que tú mejoraste con una alimentación basada en cereales y verduras porque un testimonio personal (o muchos) a nuestro alrededor es lo que cuenta. Sigamos y compartamos esta información con todo nuestro entorno. Para él, como dices, llegó tarde pero le supuso cambios porque optó entre lo de siempre y cuidarse y apostó por lo segundo. Un abrazo.

Responder a Maria Teresa Ramos X

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies