Soy Bio

El veneno cotidiano que no cesa…

Merxe Morales
Creado por Merxe Morales

 

Años sesenta. Imagen de un hogar de clase media.  Un padre sentado a la mesa con su familia comenta: «Acabo de leer que han introducido otro producto químico, el monoastearato al pan, para impedirle que se endurezca, como si no fuera suficiente con el colorante al vino, la manzana cubierta de insecticida, la carne que procede de animales engordados con antibióticos, la ensalada con ingredientes químicos. Esto es demasiado. La lista de productos que se adiciona a la alimentación aumenta todos los días. El tema es bastante grave. La alimentación del 2000 es muy importante para el futuro de la especie».

Así comienza Nuestro veneno cotidiano, el documental de investigación de  la periodista francesa  Marie Monique Robin. Una película testigo de los químicos que se utilizan en agricultura y cómo estos están enfermando  a miles de agricultores  y envenenando a base de pequeñas dosis a la población.

El escenario no ha cambiado mucho en estos últimos cincuenta años ni tampoco desde que vio la luz el trabajo de Robin el pasado año.

La Agencia Europea de Seguridad Alimentaria sigue apoyándose en la norma conocida como ingesta diaria admisible (IDA), que cuantifica la dosis de veneno químico que se supone que podemos tomar cada día sin enfermar.

La IDA protege a fabricantes y productores, pero no a los consumidores. Cada vez más investigaciones científicas concluyen que estas moléculas químicas son hormonas de síntesis o  imitan la acción de las hormonas naturales y alteran nuestro sistema endocrino.

Nuestro país es aún más permisivo que otros europeos en la comercialización de sustancias tóxicas como el bisfenol A, presente en los biberones, los recipientes de plástico duro o en las latas de conservas, los ftalatos en los plásticos blandos o el PFOA en las sartenes antiadherentes (teflón). Ni qué decir de los tóxicos presentes en cosméticos,  detergentes y  productos usados en la producción agraria.

Entre las consecuencias de ello se cuentan los problemas de esterilidad. Las  parejas españolas son las que más problemas tienen en toda Europa. Una de  cada cuatro está afectada. El cáncer de cerebro y la leucemia están creciendo a un ritmo anual del uno al tres por ciento entre los niños, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Se pone de manifiesto el  origen fetal de las enfermedades en la edad adulta, ya que las  hormonas de síntesis tienen la capacidad de actuar a dosis infinitesimales (muy inferiores a la IDA)  y son muy nocivas para embriones y fetos».

Cada día lo  vivimos rodeados de tóxicos. Están en nuestros alimentos, en el agua del grifo, los jabones con que nos lavamos….Son residuos pesticidas, nematicidas, venenos, dioxinas, disruptores hormonales, antibi[oticos, hormonas, metales pesados mercurio y aluminio, arsénico, cianuros, aditivos cancerígenos…..Una mezcla explosiva que nuestro organismo no puede eliminar.

Otro día os cuento en qué productos agrícolas se acumulan de forma más peligrosa y cómo se pueden evitar.

Compártenos

Sobre el autor

Merxe Morales

Merxe Morales

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies